8º) La sentencia judicial

Después de la celebración del juicio y practicada la prueba, en un plazo aproximado de quince o veinte días, nos dictan y notifican sentencia.

En un procedimiento contencioso de divorcio, separación o medidas paternofiliales nadie gana y nadie pierde, al contrario ambas partes dejan al juez el criterio sobre las medidas a adoptar y generalmente las sentencias no contienen todos los pronunciamientos que quiere una de las partes.

En el caso de Pedro, el juez dicta una custodia compartida, por entender que el beneficio de los menores y su interés es continuar con los cuidados de ambos progenitores, si bien, el juez decidió también que el uso y disfrute del inmueble familiar fuera inicialmente a favor de la madre, por tener recursos económicos, si bien, limitado en el tiempo al ser privativo del padre.

Se estableció una pensión de alimentos, proporcional a los ingresos de cada uno y asumiendo el padre una mayor proporción, y se le otorgó una pensión compensatoria a la madre, realmente simbólica y por un plazo muy corto de tiempo.

Esto es, pronunciamientos favorables y desfavorables a cada una de las partes, conforme a lo que cada uno pedía. Por ello siempre insistiré que es mejor un acuerdo que un pleito, nadie gana, y nadie pierde.

Si bien en este caso, la madre decidió recurrir ante la Audiencia Provincial de Madrid, impugnando el pronunciamiento de la guarda y custodia compartida.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *